¿Es más fácil encontrar al príncipe azul que roomie?

nuevaadministracion

13459416-0b0f-44e4-80eb-727724bbc421

Mi amiga Daniela decía que encontrar una buena compañera de apartamento era casi tan difícil como tratar de conseguir un taxi disponible un viernes en hora pico, o hallar al mítico príncipe azul, porque la vida es así, y porque vivimos en una ciudad grande y compleja, en donde el 98% de la población es desconfiada y con altos niveles de resabios.

Y yo en parte estaba de acuerdo con ella, porque intentar que tu neurosis se acople con la neurosis de otra persona bajo un mismo techo, puede resultar una cosa loca de llevar si no eliges bien desde el principio y peor aún si no se realizan acuerdos para dejar las vainas claras. Tal cual como en una relación de pareja, pero sin sexo

Soy una mujer recorrida en estos temas…de compartir apartamento,  pues he tenido buenas, regulares y malas experiencias, solo que contar las que han sido un desastre suele ser más divertido y con el pasar del tiempo adquieren ese sabor anecdótico que saca risas, aunque en su momento hayan sido situaciones no tan chéveres.

Por ejemplo, tuve una compañera con una vida sexual muuuuy activa, y a pesar de los gemidos constantes en nuestras delgadas paredes, creo que en términos generales llegamos a compaginar bien. Todo iba de maravilla hasta que un día uno de sus amantes, al que llamaré “el Bryan”, entró a buscar lo que no se le había perdido a mi cuarto, lo descubrí registrando mi joyero y además con uno de mis cucos en la mano (tras de ladrón, pervertido).

Friends 2

Debido a este incidente con tintes delincuenciales, decidí buscar a una chica completamente opuesta y que fuera más tranquila, entonces llegó la odontóloga, con su cara de señora, de hablar pausado, siempre vestida de beige y siempre diciendo amén. Ella me pareció una persona cuerda y muy responsable, de esas que son cumplidas con el pago y que nunca metería a cualquier loco al apartamento,  así que a los pocos días se mudó, y como siempre al principio todo iba fenomenal, hasta que la susodicha peló el cobre y resultó ser una fanática religiosa, que empezó a criticar mis velas aromatizadas, mi feng shui y mis meditaciones nocturnas, alegando que eso era brujería y que tenía que volver a los caminos del señor. En esos instantes me di cuenta que había experimentado la convivencia con los dos extremos que puede tener una mujer, la muy lasciva y la muy mojigata,  por lo que al final el término medio era lo más acorde, y tuve claro que así como yo no me meto en la vida de los demás, yo espero que nadie se meta en mis asuntos, mis creencias y mucho menos que me esculque la ropa interior.

Friends 3

También viví con una chica hipster de cabello alborotado, que andaba en bicicleta, que usaba ropa vintage, que escuchaba música indie y que todo lo que comía era orgánico, saludable, sin gluten, sin azúcar, sin lactosa, etc., etc. Ella muy preocupada por mi salud, me vivía diciendo que no llenara mi cuerpo de tantas porquerías, y un día que preparé un chorizo con arepa fue la catástrofe mundial, pues corrió despavorida a abrir las ventanas pues el olor a marrano le daban ganas de vomitar.

Y lo reconozco yo tampoco fui una pera en dulce y tuve mi época rebelde, en la que me vestía con camisas a cuadros que me quedaban grandes, no me lavaba el cabello durante varios días, era desordenada y escuchaba a todo volumen, las canciones de Nirvana, Pearl Jam y todas las bandas grunge que me hacían sentir como la chica diferente e incomprendida. Por obvias razones, ya tenía aburridísima a mi compañera de casa con tanta guitarra eléctrica y crisis existenciales.

Igualito que con los noviazgos, los roomies se convierten en una forma de experimentar con la vida, son muchas pruebas de ensayo y error. A veces ni siquiera es cuestión de que uno sea el cuerdo y el otro loco, o la psicorrígida  y la caótica, simplemente son personas con visiones muy diferentes, grados de madurez distintos y sobre todo con sintonías que no van a compaginar, pero que en un momento de premura no se perciben… ¿Te suena conocido?

Friends 4

Lo cierto es que antes de vivir con alguien, una debería analizar el grado de compatibilidad o el match con esa persona, desde los hábitos, los gustos, la limpieza, la forma de administrar el dinero, desde lo que come y hasta en lo que cree, pues todo esto influye en la convivencia. Y obvio, aunque se tengan muchas cosas en común no es garantía de nada, pero al menos reduces los riesgos de un mal rato o peor aún de quedarte sin un techo, o de tener que echar al otro.

Como a muchos solteros y solteras en el mundo, a mí el internet, me solucionó la vida, desde encontrar esos blogs de recetas, que me sirvieron para no morirme de hambre y para variar un poco el menú de pastas con atún o sanduches de jamón y queso, hasta aquellas páginas que te ayudan a encontrar compañeros de apartamento y te conectan con personas de estilo similar al tuyo, algo así como un roomie perfecto, pero perfecto para ti y tu actual vida, porque es distinto lo que funciona para mí, a lo que puede funcionarle a mi ex -amiga la odontóloga fanática. Hasta el momento me ha ido bien con mi roomie y por ahora ninguna de las dos ha salido corriendo, puedo decir que la paz llegó a mi hogar. Mientras tanto mi amiga Daniela que es muy terca y prefiere las cosas a la antigüita, sigue buscando en los anuncios tradicionales un lugar donde vivir, o más grave aún, ella en el fondo sigue esperando al bendito príncipe azul.

¿Y tú que anécdotas de roomies tienes?


Solteras DeBotas

www.twitter.com/SolteraDeBotas

www.facebook.com/SolterasDeBotas

www.instagram.com/SolterasDeBotas

http://www.dadaroom.com/co

Imágenes de la serie de TV Friends

Lee más posts relacionados Solteria 1

2 Comments

  1. andrea cuero
    andrea cueroReply
    January 16, 2017 at 12:20 am

    Hola, sigo el blog desde hace rato… y tu tan acertada con estos temas tocas uno que en este momento me tiene en modo, replantear a la roomie, ya que desde que vivimos todo ha sido realmente equilibrado, desde el respeto por los espacios, la alimentación, los pagos…

    por circunstancias de la vida un viaje me permitió conocer al personaje más a fondo descubriendo que no es tan perfecto el equilibrio que habíamos llevado hasta el momento, puesto que si muy agradecida por el maravilloso viaje, aveces las personas no logran identificar que somos mundos diferentes y a pesar de que siempre he procurado ser relajada en todos los temas organizativos de la casa y que otros que considero de sentido común pues los paso por alto buscando la armonía y comprensión.

    me salio en el viaje con que yo era una reprimida, rabona, que no hablaba.. y etc jajajajaj. bueno no puedo ser para todos lo que quieran que sea para cada uno y mis amigos y amigas de años me confirman quien soy, así que aunque no tengo mucha experiencia con lo de los roomies, ya que esta es mi segunda roomie. la numerosa familia con la que vivía, me enseño a tolerar, respetar y comprender que así tengamos espacios en común, cada quien tiene una manera de expresar las cosas.

    y bueno esa es mi experiencia, no todo lo kumbaya es oro.

  2. Kathleen
    KathleenReply
    January 17, 2017 at 1:51 pm

    Desde hace 4 años tengo a mi roomie “azul”, nos conocemos desde hace 8. Supongo que no para todas convivir con un hombre es lo que considerarian como algo “natural”, pero para nosotros ha funcionado… ambos tenemos una pareja estable, tenemos muchas cosas en comun, y sin darnos cuenta uno complementa al otro, inevitablemente surgió una amistad bastante solida, nos hemos apoyado incondicionalmente en cada ruptura amorosa y nos hemos dicho la verdad sin tapujos cuando se ha necesitado; sin embargo desde hace un mes en una de esas noches de celebracion en privado por un logro profesional suyo, terminamos enredados en su cama (claro habia vino haciendo de catalizador), para mi sorpresa no hubo emociones, y parece que la sincronizacion mejoró desde entonces. Soy toda una novata, soy de las fanaticas a la fidelidad y en principio no podia dormir; ¿él? bueno, conozco cada una de las chicas con las que ha tenido aventuras, creo, que lo conozco demasiado para mi gusto. Esto de los roomies y el “match perfecto” es pura adrenalina.

Leave a Reply

Your message*

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Name*
Email*
Url

*

Ad by Google